Largó la carrera de los “partidos Pro Vida” por entrar al Congreso ¿Juntos o separados?

 

 El Partido “Celeste” dio el puntapié inicial, ayer por la mañana en el Hotel Savoy de Capital,  presentando el ideario político de la nueva agrupación.  Y por la tarde el  Partido “De la Vida” hizo un encuentro abierto en la Corporación de Abogados Católicos para dar a conocer sus pasos a seguir.

Lo cierto es que después del histórico 8 de agosto, se empezó a sentir con más fuerza en las redes sociales,  el interés de diversos sectores que participaron en lucha por  “Salvar Dos Vidas”  de entrar en la arena política y fundar partidos. Todos con la misma idea de impulsar la promoción y la defensa por la vida desde la concepciòn  hasta la muerte natural como eje fundacional de su accionar.

Asi surgieron en la primera línea de largada el Partido Celeste, luego el Partido De la Vida y más atrás el tradicional  Partido Demócrata Cristiano que busca adeptos bajo el perfil pro vida. Y  por el costado otra agrupación sin identidad política liderada por el periodista Mariano Obarrio y algunos senadores y diputados, que buscan organizar a sectores de la comunidad que quieren ayudar en los diferentes temáticas referidas a la problemàtica del  aborto y  los proyectos para cuidar las dos vidas que surgieron del debate.

Partido Celeste

Surge de las entrañas de la Ong Más Vida, organización con mucha trayectoria en la lucha provida nacional y en la trinchera internacional y que tuvo mucha participación activa en la campaña en contra de la Ley de Despenalización.  El presidente del partido es Raúl Magñasco,  de profesión contador, quien junto a su mujer Ayelén Alancay  lideran la Ong Más Vida. Su ideario se centra : en la defensa de la vida por nacer hasta la muerte; en su carácter aconfesional; en fomentar la familia como eje primordial de la Sociedad; en  rechazar la Ideología de Género en la Educación pública y privada y concentrar los esfuerzos en mejorar la salud pública  y apoyar y contener a las madres embarazadas y la desnutriciòn , entre otros lineamientos.

Dentro del ideario la novedad de la agrupación es la propuesta del primer esquema de participación ciudadana directa, que se traduce en la incorporación de las herramientas de internet para gestionar una plataforma donde los ciudadanos puedan votar sobre toda propuesta o proyecto en el que los representantes elegidos del partido tengan que votar, más allá de los proyectos referidos a la defensa de la vida, en los que obviamente cuentan con el apoyo total de los miembros del partido celeste.

Actualmente siguen en trámite de la peronería jurídica del partido en seis distritos electorales (Capital,Provincia de Buenos Aires, Catamarca, Salta, Chubut, Mendoza)

Partido De la Vida

Surge durante el debate a la despenalización  bajo la agrupación llamada “encender” que deriva luego  en el Partido De la Vida. Se destaca por la presencia de una  dirigencia joven bajo el alero de José María Sacheri, Abogado Profesor de la UCA y de varias universidades en Derecho Político y Derechos Humanos.

thumbnail

Hijo del reconocido filósofo y profesor Carlos Sacheri. José María  fue uno de los primeros integrantes del primer grupo provida que se creó en Argentina en el año 1983 que se llamó Familia y Vida y desde esa época trabajó políticamente, pero fuera de la estructura partidaria en los temas que hacen a la defensa del bien común.  Pero a raíz de todo este ataque a la vida junto grupo personas vieron la posibilidad de formar un partido político con la esperanza de llegar al 2019.

Aún no han realizado un lanzamiento formal, no osbtante mantienen reuniones abiertas para sumar adeptos a su causa.

Frente a tanta propuesta lo natural para cualquier ciudadano provida es preguntarse ¿Por qué todas estas iniciativas no se unen dada las coincidencias en sus principios fundamentales?…Se los preguntamos a ambos.

Raúl Magñasco nos respondió a la pregunta en su lanzamiento  frente  a un salón lleno de simpatizantes y periodistas:

Estamos todos juntos, estamos todos unidos, nos estamos reuniendo con ellos, hoy aquí tenemos representantes de tres de ellos, lo cual es una muestra más que lo que debe prevalecer es la defensa por la Vida. Aquí no hay personalismos, se que diciéndolo desde  una plataforma política no suena tan creíble como decirlo desde una ONG, pero aquí lo que debe prevalecer es que podamos llegar a ocupar en la dirigencia política el lugar que nos merecemos o el lugar que al menos nos corresponde por porcentaje de representación. Y si el día de mañana todos los partidos pueden ubicar uno, dos, 10 diputados,  me parece genial. Si no logramos uno cada uno iremos en una alianza,  lo que debe prevalecer es que nosotros nos debemos a la gente, que puedan encontrar alguien que los represente independientemente del nombre del partido. Nosotros hoy estamos lanzando el partido celeste, pero mañana seguramente encontraran otras iniciativas todas igual de valiosas.  

Nosotros en eso queremos salir de la política tradicional y aquí lo que debe prevalecer no es la cuestión partidaria sino el concepto por el cual hemos llegado muchos de nosotros a la política hoy que es la defensa de la vida , no solo desde la sociedad civil y la  acción comunitaria, sino desde la política, creemos que ahí está la puerta para grandes soluciones. La política puede ser entendida de diversas maneras, hay gente que le da una connotación negativa, pero también es una oportunidad porque desde una banca podemos mañana votar a favor de la vida en un nuevo intento de Ley de Despenalización y podemos asegurarle que será un trabajo intenso de planificación y organización de diversos proyectos en favor de la vida. Si podemos cambiar la cultura en la calle créanme que podemos cambiar la cultura en las bancas.

La misma pregunta se la hicimos a José María Sacheri del Partido De la Vida, que acudió a apoyar el lanzamiento del Partido Celeste y nos respondió:

“Si hemos hablado con Raúl Magñasco y le hemos hecho distintos tipo de propuestas, una de ellas fue la alianza, pero Raúl, con buen tino y criterio porque nos conocemos muy poco, nos dijo esperemos un poco,  que cada uno desarrolle su propia esquema de estructura y sus grupos humanos y después vamos viendo.

Respecto al futuro creo que vamos a seguir profundizando  en las coincidencias y no en las pequeñas diferencias que puedan existir entre las distintas personas que buscamos el bien de la Argentina.

Por Claudia Echeverría para Valorar

Redes sociales: