Cobertura Aborto Congreso: Periodismo sesgado (Editorial)

El periodismo argentino, de los grandes medios de comunicación, durante este año no solo nos asustaron y desinformaron con la pandemia, sino que con el debate del aborto,  muchos medios contribuyen  a alimentar la grieta social que hay en Argentina recreando noticias con enfoques falsos. Fui testigo presencial de eso en la plaza del Congreso, el día de la votación en diputados.

124906_620El jueves, día de votación, amanecí con las imágenes de la plaza del Congreso, dividida entre celeste y verde y con las notas de los periodistas, que no dejaban de comparar lo vacía que estaba el lado celeste y lo nutrido que estaba el sector verde. Ninguno de los Medios masivos comentó lo que había sucedido en la madrugada, con los militantes de la agrupación provida  Más Vida y el Partido Celeste, que fueron  fuertemente reprimidos por la policía de la ciudad, cuando quisieron instalar un escenario que no había sido autorizado. Incluso su líder estuvo detenido unas horas y eso no salió en ninguna medio de prensa abierto.

Por la tarde, siguió la cobertura centrada más en la cantidad de gente que había en cada sector,  en vez de preguntar acerca de las ponencias de los diputados en la cámara que empezaron a exponer sorpresivamente a las 11 de la mañana y no a las 6 de la tarde  como estos mismos medios habían informado. No se sabe la razón del cambio, pero tomó a muchos por sorpresa. En tanto, los celestes se defendían en las redes  explicando que no estaban en la plaza porque estaban trabajando, en tanto las chicas que inundaban el sector abortista plagado de jóvenes en edad de escolar por ende de vacaciones,  instalando carpas y reposeras, onda playa, pintándose el cuerpo de verde.

En los medios gráficos, la cobertura del diario Página 12 fue la tónica que buscaron  la mayoría de los servicios de comunicación y redes oficialistas mostrando una plaza celeste casi “diabólica” sacada de una película de terror.  Texto Página 12 :“Con muñecos de bebés crucificados, misas rodeadas de un “cementerio de los inocentes” e imágenes de fetos ensangrentados, los militantes en contra del derecho al aborto legal, seguro y gratuito se manifestaron este jueves frente al Congreso de la Nación, en el marco del debate de la Ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE). En comparación con la movilización verde, la convocatoria fue escasa y los pañuelos celestes reclamaron con una fuerte impronta religiosa que los diputados y diputadas no legalicen lo que consideran un “genocidio”. 

a8641ec3-1852-4770-9add-91ee01453042

Llegué a las 6 de la tarde y  sinceramente no vi bebes crucificados, ni imágenes de bebes abortados, más bien me encontré con familias  y muchos jóvenes con banderas argentinas y bombos. Vi chicos jugando al fútbol y grupos sentados en el pasto tomando mate. A medida que avanzaba, me topé con personas participando de una misa o adorando. Y  ya llegando a las cercanías del Congreso había otro grupo que ya no era tan menor, como describían en la televisión, que estaban bailando frente al escenario al son de los artistas que había en el escenario rapeando. No vi sangre. Sólo en un momento una señora cruzó la plaza con una cruz de rodillas y su foto fue captada por todos los medios que la replicaron, imponiendo de entrada, que estábamos frente a una plaza llena de creyentes parar instalar la idea que el aborto era un tema religioso.

Recorriendo la plaza me tocó presenciar cómo los camarógrafos de Telefé ubicaron su cámara, detrás de una pared de sacerdotes con sotanas que ni cuenta se dieron. Con ese fondo la periodista despachaba las noticias desde el sector celeste, exacerbando este relato de la plaza católica, lo que no era cierto ya que había mucha gente  en la plaza que estaba con sus banderas participando desde otra mirada. Me acerqué a preguntarle a la periodista el por qué de la toma de la cámara y no hizo más que huir y encerrarse en el móvil. Cinco minutos después vimos como descaradamente CNN ubicaba su cámara en el exacto mismo lugar con las mismas sotanas de fondo.  Otra prueba de cómo la prensa oficialista, no le interesa contar la verdad, sino dar una mirada sesgada de la realidad que termina exacerbando esta grieta que separa a los argentinos.

Ya de noche en la plaza tuve oportunidad de entrevistar a Viviana Canosa luego de estar sobre el escenario celeste y me contó la cesura que había sufrido mientras estaba dentro del Congreso cubriendo la votación para su programa, cuando se le cortó la señal de su transmisión 2 veces. “El  ambiente era muy verde adentro y muchos legisladores me esquivaron”.

En definitiva actitudes como todas las descritas hacen que TODOS perdamos, tanto celeste como verdes. ¿Tan difícil es mostrar lo la verdad y simplemente dejar que el televidente saque sus propias conclusiones?…

Por Claudia Echeverría (Directora Valorar Magazine)

Valor de la nota: Alertar sobre el espíritu crítico con el que hay encarar la información de muchos medios masivos de televisión y gráfica, que hace rato abandonaron la objetividad y comenzaron a trabajar para el relato del poder de turno, ya sea político o económico, al que están supeditados.

Redes sociales:
error

Enjoy this blog? Please spread the word :)